13 jul. 2011

Tonterías que deseo que veas

No se porque empiezo a hablarle. 
Ni si quiera me dice hola. 
A veces le miro cuando pasa por mi lado. El me sonríe y a mi me late mas rápido el corazón. 
Es una sensación extraña en mi. Nunca me había pasado esto. 
Cuando está a tres miseros pasos de mi, no puedo evitar llamar la atención o hacer alguna que otra tontería con una amiga para que me mire y que sepa que estoy cerca de el. 
Solo cuando pienso en el, me dan ganas de hacer cualquier locura, como tirarme por un precipicio, o saltar anillos en llamas, o jugar con tigres feroces, cantar con sirenas, tirar rayos con Zeus, ayudar a Hércules con sus doce pruebas, correr y volar a lomos de Pegaso... 
Mas de mil locuras se me ocurren. 
Pero tu, tu no estarías ahí para verlas, no escucharías mis risas, ni me secarías mis lágrimas si algo saliera mal. 
¿Y ahora, yo que debo hacer? Nada. Solo observarte desde la distancia. Llorar sola y reír sola. Mientras, tu, haz tu vida. Mírame cuando lo necesites y cuando tengas el valor de quererme como yo te quiero, de amarme, como yo te amo, VEN. Te estaré esperando, como lo he hecho siempre.

1 comentario:

  1. Que boniita! :´(
    Te comento para avisarte que ya está el capítulo 6: http://lashistoriasdemery.blogspot.com/2011/07/suenos-cumplidos-capitulo-6.html
    :)

    ResponderEliminar